GRACIAS A TU DONACION ESTA PAGINA PODRA SEGUIR FUNCIONANDO
Comentarios de Puntadas católicas
COMPARTE ESTA ENTRADA





SIGUENOS
Síguenos en TwitterSiguenos en FacebookSiguenos en Google+Siguenos en PicasaSiguenos en YouTubeSiguenos en BloggerSiguenos en Blogger

Historia del anillo de compromiso


Distintos modelos de anillo de compromiso

La historia del anillo de compromiso tiene sus orígenes en tiempos muy antiguos y por supuesto como muchos rituales, tradiciones y complementos de una boda, tiene un origen poco romántico o bien, muy distinto a lo que hoy en día significa o representa. Si tu te preguntas el por qué de algunas cosas sobre el anillo de compromiso entonces, continua leyendo y sabrás por qué y que tanto a cambiado desde su invención.

El origen del anillo de compromiso se remonta al IV Concilio de Letrán y su uso fue una iniciativa promovida por el Papa Inocencio III en 1215, quien dictaminó que el tiempo de espera entre la pedida de mano y el matrimonio de los contrayentes fuese más largo. Su uso empieza a utilizarse para romantizar la idea del matrimonio entre las clases ricas y privilegiadas; con esto se dejaría a un lado los propósitos económicos, políticos, y sociales que en un principio eran el principal motivo de una unión. Los materiales más utilizados fueron el oro, el hierro y la plata, y poner piedras en el anillo era un privilegio estrictamente reservado a la aristocracia (existiendo, incluso, una clasificación de joyas que podía usar cada quien, según su clase social).

El uso de los diamantes se debe a que la palabra “diamante” proviene del griego adamas que se traduce como “indestructible,” siendo este el significado que trataba de dársele a la unión matrimonial. Desde entonces, su uso se ha extendido como una costumbre debido a sus connotaciones asociadas a la fortaleza, el poder y la pureza del sentimiento amoroso. Al principio, los diamantes eran extremadamente exóticos, su brillo y valor le daban incluso un aire de extravagancia al acto de la pedida de mano.

La costumbre de usar un solitario fue introducida por la famosa firma Tiffany a fines del siglo XIX. Los cortes más populares son los redondos (que destacan su brillo), los cuadrados (que incrementan visualmente su tamaño) y los tipo esmeralda o rectangulares (que se consideran los más sofisticados).

Pero desde el siglo XVII se usan también otras piedras como zafiros, rubíes y esmeraldas como una manera de personalizarlo, actualmente están incluso muy moda sus combinaciones.

Hoy en día ya no se considera al matrimonio como un contrato, por lo que el recibimiento del anillo de compromiso es más un sentimiento de aceptación que de conveniencia. Se dice que la joya debe costar, cuando menos, tres meses de sueldo del novio, al considerarse que debe ser un sacrificio que éste hace por su amada (aunque se sospecha que esto pudo haber sido una iniciativa promovida por los joyeros para aumentar el margen de sus ventas).




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...